Ir al contenido

Biblioteca de la Universidad Complutense de Madrid

Lunes, 18 de junio de 2018

Inicio

La reforma del sistema electoral, en encuentros complutense

La Escuela de Relaciones Laborales ha acogido, en la tarde del 26 de mayo, una nueva mesa redonda dentro de encuentros complutense. Bajo el título "Reforma electoral" reunió a Enrique del Olmo y Joan Navarro, miembros del colectivo Más Democracia, que fueron moderados por Monserrat Domínguez, directora del Huffington Post.

Los miembros de Más Democracia critican el actual sistema electoral español por varios motivos, pero el principal podría ser porque "es viejo, predemocrático, ya que se diseñó antes de la Constitución, en la sede del último gobierno predemocrático de España".


Según el sociólogo Joan Navarro, el diseño de ese sistema se hizo con dos objetivos: "para que las hectáreas tuviesen mucha más representación que los ciudadanos, y para  que se consiguiese la mayoría de la UCD para garantizar una transición controlada".


El principal problema con el que se encuentran en la actualidad los legisladores y los políticos que desean el cambio es que, tras su aprobación, el sistema se constitucionalizó, "algo que o existe en ningún país del mundo". Y luego, con el PSOE de Felipe González incluso se elevó a rango de ley orgánica.


Más Democracia denuncia que en España no hay una sola elección, sino 52 elecciones en 52 territorios, y eso lo saben los partidos, "que desarrollan campañas que se juegan en todos ellos". A pesar de eso son capaces de encontrarle un lado bueno al sistema electoral español, porque según Navarro, "sirvió para llevar a cabo esa transición controlada que quería el gobierno, así como para reordenar el sistema de partidos y generar gobernabilidad".


Por el contrario, su lado más oscuro es que es "el sistema proporcional más desproporcional que existe". Esto es así porque representa a los territorios, en concreto a las provincias, y no al número real de votantes. Como ejemplo, Navarro presentó unos datos comparativos entre Soria y Madrid. Para que Soria mantuviese los dos diputados que tiene en la actualidad, los concedidos a Madrid, por número de votantes, deberían pasar de los 36 actuales a 128. Son conscientes desde Más Democracia que ese sistema provincial proporcional no se podría sostener porque implicaría un parlamento con 900 diputados.


Haciendo una proyección de un sistema proporcional puro, "que no existe en ninguna parte del mundo", con los resultados de las generales de 2015, el PP habría obtenido 22 diputados menos y el PSOE, 12. El resto de partidos habrían obtenido más, desde sólo 3 para Podemos hasta los 12 que habría conseguido IU. Los partidos nacionalistas se quedarán más o menos como están, con pequeñas variaciones, y PACMA, el primer partido extraparlamentario, habría conseguido 3 diputados.


El sistema electoral actual hace que a cada partido le cueste un número diferente de votos el conseguir un escaño. Según Más Democracia, a IU le costó 364.000 votos, mientras que al PP sólo le costó 61.000.


La gran reforma del sistema electoral actual pasaría por una modificación de la Constitución, pero incluso sin esa esa reforma se podrían hacer avances como aumentar el número de escaños en Cortes hasta los 400 así como reducir el número de diputados de las provincias pequeñas para repartirlos entre aquellas que tienen un mayor número de votantes.


El sociólogo Enrique del Olmo tiene claro que a partir del 15-M ha habido una reacción social ante el bloqueo que imponen el PSOE y el PP a cualquier cambio en el sistema electoral. Según del Olmo, es lógico que los mayores beneficiarios no tengan ningún interés en cambiar la ley electoral, así que "el problema no es técnico, sino que es de concepción política democrática".


La propuesta
Desde Más Democracia tienen una propuesta bastante compleja que pasa por las comunidades autónomas, en lugar de por las provincias, y por primarias abiertas obligatorias para todos los candidatos electorales.


Los ciudadanos depositarían dos votos en las primarias abiertas en los partidos políticos. Con el primero de esos votos se seleccionaría a las personas que formarían parte de la candidatura del partido en la Comunidad Autónoma y con el segundo se elegiría al candidato para representar al partido en el distrito. Entendiendo por distrito una unidad territorial en la que cada votante pueda acercarse a su candidato para hablar con él, hacerle propuestas y mantener una relación más estrecha entre el pueblo y la política.
En la segunda votación se depositarían dos votos en la mesa electoral el día de las elecciones generales. Con la primera papeleta se elige la lista de partido que se ha confeccionado con los candidatos de su comunidad autónoma, mientras que con la segunda papeleta se elige su diputado preferido en su distrito electoral.


Luego se sumarían, por un lado, los votos obtenidos por cada partido, y por otro los obtenidos por los candidatos elegidos de manera personal.


Creen desde Más Democracia que con esa propuesta se conseguiría un voto más proporcional y próximo. Para ello cuentan con correcciones de género e incluso con la creación de escaños adicionales.


Los asistentes al acto les señalaron, de todos modos, algunos defectos de su sistema. Por un lado, el hecho de mantener el 3% mínimo actual para la asignación de escaños, lo que volvería a dejar fuera a partidos con el voto muy repartido por toda España, o que no lleguen a ese mínimo que está en torno a los 900.000 votos. Otro problema que se planteó es la igualdad de información electoral, ya que en un sistema donde hubiera una parte de la votación dirigida a un diputado concreto, es evidente que hay partidos con mucha mayor capacidad económica que otros y por lo tanto partirían con una clarísima ventaja para que sus candidatos fueran elegidos.


Para Joan Navarro y Enrique del Olmo, lo importante es ir poniendo el debate sobre la mesa, porque "al final será la presión social y ciudadana la que consiga el cambio".

Los sociólogos Joan Navarro y Enrique del Olmo junto a la periodista Monserrat DomínguezJoan Navarro, Monserrat Domínguez, Enrique del Olmo y José Manuel García Vázquez, director de encuentros complutenseEl colectivo Más Democracia tiene una propuesta muy compleja para modificar el sistema electoral actual, que pasa por primarias abiertas en todas las formaciones políticas, por la reestructuración por comunidades autónomas en lugar de por provincias, y por un doble voto, al partido y al candidato elegido
Bookmark and Share


Logotipo de la UCM, pulse para acceder a la página principal
Universidad Complutense de Madrid - Ciudad Universitaria - 28040 Madrid - Tel. +34 914520400
[Información - Sugerencias]
ISSN: 1697-5685