Ir al contenido

Biblioteca de la Universidad Complutense de Madrid

Miércoles, 20 de septiembre de 2017

Inicio

Homenaje a Fermín Bouza, un catedrático más partidario de los puentes que de las puertas

El jueves 23 de febrero, el salón de grados de la Facultad de Ciencias de la Información ha acogido el homenaje al catedrático complutense Fermín Bouza, organizado por el Departamento de Sociología VI. Fallecido el 29 de octubre de 2016, a su homenaje no han querido faltar el rector Carlos Andradas; la decana Carmen Pérez de Armiñán; su mujer e historiadora, Carmen Pena, así como los profesores y amigos Carlos Moya, Juan Jesús González, Enrique Gil Calvo, Aina López Yáñez y Félix Ortega.

 

En 1974, Fermín Bouza llegó a la Universidad Complutense, en concreto a impartir clase en la Facultad de Sociología. Allí formó pronto un grupo de investigación denominado GAS Madrid (Grupo de Análisis Sociológicos) con compañeros como Enrique Gil Calvo. Este recuerda que se lo pasaban "bomba", y que vivían "la sociología con una intensidad que se echa de menos".


Según Gil Calvo, en aquel grupo, Bouza era su "líder expresivo", el que les abrazaba como si fuera su "gallina clueca". Cuando Bouza se marchó a la UNED, Gil Calvo heredó algunas de sus asignaturas, como Modernización y Cambio Social.
Tanto en esa como en las demás que ha impartido Gil Calvo, siempre les ha citado a Bouza y asegura que todos sus alumnos citan algunos de sus trabajos, como el capítulo La telenovelización de la política, que apareció en el libro Lo que hacen los sociólogos, un homenaje a Carlos Moya.


Moya coincidió con Bouza en la UNED y le recuerda como "pecoso, rubio, fuertote, rápido y ágil en la conversación". Juan Jesús González, catedrático también de la UNED, le considera "un amigo insustituible". Le conoció en la UCM y juntos se fueron en 1990 a la Universidad a Distancia, pero Bouza "desistió de la placidez de la UNED para volver a la UCM".


La relación de González y Bouza se mantuvo a lo largo de los años, trabajando juntos haciendo discursos para la última legislatura de Felipe González, escribiendo libros sobre la influencia de los medios de comunicación en el voto, compartiendo docencia en el máster que impartía Bouza en la Complutense, e incluso comiendo lamprea mientras comentaban la actualidad política.


Cuando volvió a la UCM en 1992, lo hizo a la Facultad de Ciencias de la Información, en concreto al Departamento de Sociología VI, que hoy dirige Aina López Yáñez. Para ella, Bouza era "entrañable y cálido, y siempre era un apoyo sólido y afectuoso", y añade que en la Sociología encontró algunas de las respuestas que buscaba.


Félix Ortega conoció a Bouza cuando llegó a su Departamento de Sociología y asegura que tenía una enorme nostalgia de la UNED, por el vínculo que tenía con muchos profesores de esa universidad, pero pronto le convenció de que aquí estaba su sitio y de que en la Facultad encontraría un mundo donde poder cumplir dos de sus pasiones, la científica y la periodística.


Según Ortega, la llegada de Bouza fortaleció la Opinión Pública en la Facultad por su manera de entenderla y también porque convenció a sus compañeros de que la comunicación era un objeto de estudio extraordinariamente importante. Aquello hizo que dentro del Departamento se convirtiese "en el único referente indiscutible con el que siempre se podía contar".


Considera además el profesor que la personalidad de Bouza "chocaba bastante con la psicología del profesor de universidad". En primer lugar porque "era más partidario de los puentes que de las puertas, incluso con aquellas personas que no tenían nada en común con él". Además, cuando había conflictos siempre "salía sin resentimiento alguno", y en los momentos críticos "siempre estaba dispuesto a ayudar".


Su vida, Carmen Pena, aseguró que era "un excelente profesor y un gran comunicador", algo que le reconocieron sus alumnos ya desde que "impartió su primera clase". Para el rector Carlos Andradas, el reconocimiento "es algo que se merecía, porque nos ilustró a todos, enriqueciendo a esta universidad, así que nos sentimos orgullosos de que haya figurado en el claustro de profesores".


La decana Carmen Pérez de Armiñán considera que la UCM es "una gran familia" y por eso hay que mostrar "afecto y consideración" hacia aquellas personas como Fermín Bouza que han marcado la diferencia. Andradas quiso hacer extensivo el reconocimiento a todos los profesores que han enriquecido la Universidad y que ahora, por el problema demográfico de la Complutense, es necesario reemplazar, "que no sustituir".


Ojalá pueda ser con profesores que se acerquen, aunque sea ligeramente, a personas como Bouza, "versátil, inteligente y polifacético".

Juan Jesús González, Aina López Yáñez, Carlos Moya, Carmen Pérez de Armiñán, Carlos Andradas, Félix Ortega, Enrique Gil Calvo y Carmen Pena en el homenaje a Fermín BouzaAntes del homenaje, la historiadora y viuda de Fermín Bouza, Carmen Pena, charla con el catedrático de la UNED, Carlos Moya, en presencia del resto de participantes en el homenajeEl rector Carlos Andradas considera que Fermín Bouza era un hombre versátil, inteligente y polifacéticoLa sala de grados de la Facultad de Ciencias de la Información se llenó para homenajear a Fermín Bouza, que fue profesor de esa Facultad durante 25 añosAl término del homenaje no fueron pocos los que quisieron saludar y dar sus condolencias a Carmen Pena
Bookmark and Share

Comentarios - 0

No hay comentarios aun.


Logotipo de la UCM, pulse para acceder a la página principal
Universidad Complutense de Madrid - Ciudad Universitaria - 28040 Madrid - Tel. +34 914520400
[Información - Sugerencias]
ISSN: 1697-5685